Consejos para la actividad física diaria.
Permalink

0

Consejos para la actividad física diaria.

    Hacer ejercicio de manera regular es una de las recomendaciones más habituales para combatir una serie de males como son el sobrepeso, el tratamiento de muchas enfermedades, ayudar a nuestra salud mental o simplemente para sentirnos activos y en forma.actividad física

    Un ejemplo es el colesterol. Es sabido que la actividad física de manera habitual y durante largos periodos, es realmente positivo en la creación de HDL o popularmente conocido colesterol bueno.

    El ejercicio que podemos realizar es muy variado, desde simples cambios en nuestros hábitos de vida a la realización de algún deporte adaptado a nuestras posibilidades y características. Eso sí, siempre de manera gradual, no nos valen los atracones tempraneros, que sólo traerán consigo lesiones y que nos cansemos pronto.

 Ideas para realizar actividad física en nuestra rutina diaria

  • Siempre que podamos, dirigirnos hasta el trabajo andando.
  • Subir y bajar las escaleras del edificio, eso de usar el ascensor es muy cómodo, pero no nos ayuda nada.
  • Llevar a los niños al colegio andando, incluso podemos animarnos a hacer esta tarea con alguna amiga, el trayecto será mucho más ameno.
  • Realizar la compra con más asiduidad y de menos productos, cargando menos las bolsas, pero así ogligándonos a ir al supermercado andando.
  • Limpiar la casa prescindiendo de algún electrodoméstico del tipo aspiradora, barriendo y fregando se queman muchas calorías.
  • Dar algún paseo de manera apresurada, incluso podemos acompañarnos de alguna amiga o de nuestro perro, si lo tenemos.
  • Apuntarnos a alguna clase de “zumba” o cualquier otro baile que haga mover nuestro cuerpo. Es divertido y saludable para nuestro cuerpo.

    La realización de algún ejercicio como es el caso de correr, nadar o la bicicleta, todos ellos deportes aeróbicos, será mucho más efectivo siempre que limitarnos a esos pequeños cambios en nuestra monotonía. Deben practicarse un mínimo de tres veces por semana y de manera constante.

actividad física diaria   Algunos puntos que debemos tener en cuenta, seamos o no deportistas habituados a la práctica regular del deporte, serían:

  • El calentamiento: durante al menos 10 minutos, debemos mover con diferentes ejercicios los distintos grupos de músculos o huesos que vamos a emplear en la realización del ejercicio. Se trata de preparar a nuestro organismo de manera progresiva para no arrancar de cero y así evitar lesiones en nuestras articulaciones.
  • Tiempo empleado en la actividad: no debe ser inferior a 25 minutos, se cree que a partir de ese tiempo, es el momento en que el organismo comienza a “tirar” de las reservas, con lo que conseguiremos mayor quema de calorías.
  • Enfriamiento: del mismo modo que calentamos al iniciar nuestra sesión, debemos avisar al cuerpo que vamos a cesar en la práctica del ejercicio. Este cese debe producirse igualmente de manera gradual, y con un tiempo no inferior a 10 minutos. Realizando ejercicios de relajación o estiramientos.

   Debemos ser constantes y tomarnos esto como un proceso largo, pero al que poco a poco iremos cogiendo cariño. En el inicio, todo nos costará la misma vida, con el paso del tiempo veremos los resultados y querremos un poquito más cada día.

¡Puntúa este post!

Deja un comentario

Required fields are marked *.